Jue08222019

Last update08:42:37 AM

Comunicado de VAMOS sobre la gobernación ilegitima de Pedro Pierluisi

  • PDF

alt5 de agosto de 2019

El pasado viernes 2 de agosto, poco después de las cinco de la tarde, se anunció que el Lcdo. Pedro Pierluisi había juramentado como gobernador de Puerto Rico, sucediendo a Ricardo Rosselló, a quien el Pueblo obligó a renunciar a su cargo en una acción de voluntad democrática sin precedentes. El saliente Rosselló no dio muestra alguna de su pregonado “arrepentimiento” sino que hasta sus últimas acciones demostraron un claro menosprecio al País y a los ánimos de cambios profundos que caracterizan el sentir general de nuestro Pueblo. Eso quedó constatado con su macabra movida de seleccionar a dedo su sucesor para perpetuar los viejos estilos de gobernanza para los menos en detrimento de las mayorías, así como para preservar los círculos de poder cercanos a él.

Pedro Pierluisi representa todo lo opuesto a lo que Puerto Rico necesita en un momento tan crucial de nuestra historia. Abogado corporativo, Pierluisi es socio del despacho legal O’Neill y Borges, quienes figuran, en lucrativo contrato, como asesores legales de la nefasta Junta de Control Fiscal. Como si fuera poco, Pierluisi, ha sido directamente asesor legal de la Junta como parte de sus tareas en ese despacho legal. Durante la vista pública que realizó la Cámara de Representantes el pasado viernes 5 de agosto, Pierluisi, a preguntas de los representantes, no pudo distanciarse de su pasado trabajo en múltiples preguntas claras y directas a su relación con la Junta. Vasta recordar que durante la vista antes mencionada se le preguntó directamente sobre el tema de los recortes abismales a la UPR. En vez de distanciarse de la desastrosa política de austeridad que busca doblegar y destruir la Universidad pública, reveló su ideología neoliberal y tuvo el descaro de justificar los recortes de sobre 400 millones de dólares a la UPR como necesarios a pesar de haber dicho que estudió parte de su formación académica en el Primer Centro Docente de Puerto Rico.

Pero ahí no terminan los hechos que develan sus profundos conflictos de interés y que lo deshabilitan para ser Gobernador de Puerto Rico; es ampliamente conocido que Pierluisi tiene todo un entramado familiar relacionado directamente con la Junta de Control Fiscal y con poderosos sectores empresariales en el ámbito de los seguros como los de la familia Guillemard, con quienes Pierluisi está emparentado por vía de su hermana Caridad. Como si fuera poco, el Sr. José Carrión III es cuñado de Pierluisi, y a su vez los hermanos y hermanas del nuevo Gobernador trabajan en distintas posiciones influyentes en empresas públicas y privadas como el Departamento de Vivienda. En general podemos asegurar que con Pierluisi ahora en la Fortaleza la Junta de Control Fiscal ha tomado control total y absoluto del Gobierno de la Isla y eso sencillamente es algo que VAMOS conjuntamente con todo el País tiene que rechazar lo más enérgicamente posible.

De igual manera debemos rechazar sin descanso la manera como Pierluisi ha usurpado la posición de Gobernador de Puerto Rico. Ante el hecho ampliamente conocido de que el Senado de Puerto Rico no lo confirmaría, el pasado viernes 2 de agosto el nuevo Gobernador aseguró al País que se sometería a la vista del Senado que se celebraría el lunes 5. Pero dijo, además, que si el Senado no lo confirmaba, él cesaría como Gobernador de Puerto Rico inmediatamente. En un sorpresivo giro de 180 grados en apenas 48 horas, el usurpador Pierluisi, rompió su palabra con el Pueblo y aseguró que no importaba ya lo que el Senado hiciera. Dijo públicamente que él se quedaría en la gobernación hasta el 2020 de manera extraconstitucional toda vez que considera que no precisa de la confirmación del Senado. Eso a pesar de que la confirmación de ambas cámaras para el Secretario/a de Estado está claramente dispuesta en la Constitución de Puerto Rico. De esta manera entonces Pierluisi ayer domingo 4 de agosto decretaba un golpe de Estado en Puerto Rico, arrogándose ilegítimamente la gobernación en un burdo acto de la peor calaña y en total menosprecio a la democracia.

No solo da un golpe de Estado sino además deja relucir su naturaleza farsante y mentirosa ante el Pueblo. ¿Qué garantías tendremos ahora de su palabra sobre sus posicionamientos sobre la defensa del bono de navidad y su prometida postura en contra de reducir las pensiones a los jubilados/as o de despedir empleados públicos? Sencillamente ya sabemos que Pierluisi no es un político de palabra, es uno más de los mismos que tienen a nuestro Pueblo cansado de que se repitan en el poder para beneficiar unos pocos. El Pueblo de Puerto Rico se ha expresado claramente en las calles y quiere gobernantes serios y cuyo compromiso diáfano sea esencialmente con el bien común.

Por todo esto VAMOS rechaza la figura y las acciones de Pedro Pierluisi y todo lo que él representa y anunciamos que nos estaremos uniendo a todos las manifestaciones en contra de este Usurpador ilegítimo del poder.