Jue02212019

Last update02:07:11 PM

Jay Ruiz el nuevo príncipe de la salsa romántica

  • PDF

La imagen puede contener: 1 persona, de pie, calzado y lentes de solLa voz grave, melodiosa y sensual de Jay Ruiz te inspira y seduce. El artista monta un espectáculo plasmado de afecciones. La ensoñación se apodera de sus fans y recuerdos inolvidables de momentos románticos se agolpan en la memoria. Las parejas se apapuchan al bailar o simplemente se acurrucan para escuchar sus canciones y disfrutar su presencia en el escenario.

Jonathan Camacho, nombre de pila del artista, canta desde los 6 años. Participó en la tercera edición de Idol Puerto Rico donde llegó a cuarto finalista. Después incursionó en el género de la bachata. Desfiló en la alfombra roja de los Billboard Latinos como “El Bachatero Boricua’’. Incansable en su evolución artística Jay Ruiz incursiona ahora en la salsa romántica.

SCR-¿Soñabas con ser artista desde la infancia?

-De pequeño uno lo toma como un ‘’hobby’’ como algo para divertirse, pero yo digo que nací con el talento de la música. Comencé a cantar en la Iglesia. Cuando tenía 10 años de edad tocaba percusión, batería, guitarra y bajo. Toco cuatro instrumentos diferentes. Mis padres toda la vida me apoyaron, igual en los deportes.

SCR-¿Eres también atleta?

-¡También! A los 16 años estuve en la Selección Nacional de Puerto Rico de mi categoría. Fui becado como atleta en la Universidad Interamericana de San Germán.

-Soy bastante multifacético porque para ganarme la vida he hecho muchas cosas; soy masajista, terapista físico, soy barbero también, trabajo en una compañía de “landscaping”.

-Me gano la vida honradamente y con mucho esfuerzo. El que conoce el mundo de la música, sabe que esto hala dinero. Lo hago con pasión, con amor; la música es lo que me apasiona, es con lo que nací en la sangre.

SCR-¿Dónde te formaste como persona y artista?

-Nací en Mayagüez, pero soy natural del pueblo de Rincón, el pueblo de los bellos atardeceres. Allí me conocen mucho y mi papá, ya fallecido, fue policía durante 21 años, mi madre fue enfermera por muchos años.

SCR-¿Cómo te convertiste en artista?

-Comencé pequeño en la música, después me fui desarrollando hasta que en el 2012 me descubre como talento la casa disquera Urbana Music. Yo era mesero en un restaurante y el que fue mi manejador por casi 5 años llegó un día a comer acompañado de su hijo y una persona que en ese momento no sabía que era un productor de música.

-Comencé a atenderlo y dentro de la conversación salió el tema de la música y quedó impactado por todo lo que yo hacía e intercambiamos números de teléfonos. Meses después me contactó para decirme que estaba en Puerto Rico nuevamente y me dijo que me quería escuchar cantando.

-Yo estaba fascinado porque era mi sueño de joven que alguien profesional te diera la opinión de que tú podías llegar lejos. ¡Se dio! Empecé a grabar en los estudios. Me pusieron a prueba con diferentes géneros: R&B, Pop, balada, bachata, merengue, salsa, diferentes tipos de géneros y a ellos les gustó ya que me quedaba bastante bien.

-Al principio iba a grabar salsa pero me dijo:-’’vamos a grabar bachata. Quiero que seas el primer bachatero puertorriqueño porque todos son dominicanos o de padres de diferentes nacionalidades.

-Me pareció bien la idea, estaba ilusionado con que el proyecto se diera. Lanzamos el primer tema titulado ‘’Ven a Mí, Girl’’ que lo pueden encontrar en YouTube, ese fue mi primer tema como artista formal, es una bachata urbana y romántica. Grabamos el video en Nueva Jersey y parte en Queens.

-Ese primer sencillo llegó a los Top Twenty de los Billboard Latinos y tuve el privilegio de desfilar en la alfombra roja en la ciudad de Miami donde me sentí muy orgulloso de representar a mi isla de Puerto Rico pero sobre todo, a mi familia.

-Me tuve que mudar a los Estados Unidos cuando comencé a formalizar mi carrera musical; fueron momentos muy difíciles ya que me encontraba en un país donde no conocía a nadie, vivía en el “basement” de una casa y no salía. Mi mamá me preguntaba cómo yo podía estar así tan solo y sin auto y yo le contestaba que tenía una pasión e iba tras eso.

SCR-La gente todavía te recuerda como “El Bachatero Boricua”.

-Obviamente. Fue una carrera de mucho tiempo, prácticamente 5 años.

-Uno de los temas de mi autoría, ‘’Culpables’’, se hizo en versión balada urbana y lo haremos en salsa también, fue nominado como Tema Tropical del año junto a Prince Royce, Gente de Zona, Marc Anthony y Víctor Manuel. Ese tema me dio a conocer muchísimo y comencé a viajar a Colombia, Ecuador, Perú, México, todos los Estados Unidos, República Dominicana que es mi segunda casa y obviamente, mi isla de

Puerto Rico que me dio un apoyo inmenso. Ya la gente me reconocía y me comenzaron a decir: ‘’El Bachatero Boricua’’.

SCR-¿Es cierto que también eres modelo?

-¡Ja,ja,ja! Es que hace poco hice un “photo shooting” y la gente me comenzó a decir que yo podía ser modelo también. ¡Ja,ja,ja! Por si alguien las quiere ver, esas fotos están en mis redes sociales de Instagram; me consiguen como Jay Ruiz Official y en Facebook como Jay Ruiz también.

SCR-¿Por qué se dice que Fernandito Villalona es tu mentor?

-¡Wao! Fernandito Villalona más que mi mentor es casi mi papá. Es mi padrino musical. Hace unos cuatro años atrás tuve el honor y el privilegio de cantar con él en una gira que tuvo en los Estados Unidos con un tema que tuvo muchísimo éxito, ‘’Háblame mi vida’’. La cantamos a dúo, lo pueden ver en YouTube. Allí se congregaron cerca de 4,000 personas.

-Fernando Villalona y yo nos conocimos. Cada cual compartió su testimonio de vida e hicimos una amistad demasiado de fuerte. Desde entonces él ha sido mi mentor, me aconseja muchísimo, incluso, hace poco me envió un mensaje pidiéndome que hiciéramos un tema en salsa dedicado a Dios, dándole gracias porque los dos tenemos unas historias muy fuertes que sabemos que sin su intervención, su amor y su verdad no estuviéramos vivos.

-Yo creo que pronto estaré escribiendo el tema, estaré poniéndole la melodía, allá en República Dominicana. Haremos los arreglos con grandes arreglistas de la salsa ya que la salsa allá tiene un gran auge.

-Fernando me recibió en su casa en un momento muy difícil de mi vida donde yo me quedé en la calle en Nueva York, lo perdí todo. Una amiga me regaló un pasaje a República Dominicana para poder llegar donde Fernando. Tenía solo $40.00 dólares en el bolsillo. Fernando me recibió, me instaló en un hotel, me dio comida, me dio de beber… ese hombre no hay manera de describir lo que significa para mí.

SCR- Sabemos que estás trabajando una nueva producción musical con el maestro Nino Segarra.

-Llevo escuchando la música de Nino desde los años 90, por eso soy salsero, porque me crie con esa música. Nino Carlos, el hijo de Nino Segarra fue una de las únicas personas que me dieron la mano cuando yo estuve bien mal. Ahora mismo él está siendo firmado por Universal Music, es un jovencito de unos 24 a 25 años y está trabajando con proyectos de Daddy Yankee, Maluma y J. Balvin, lo que me alegro mucho porque ha trabajado mucho y muy fuerte.

En noviembre del año pasado me doy a la tarea de sentarme con Nino Segarra en su estudio, le comento que quería incursionar en la salsa y para mi sorpresa se emocionó muchísimo. Alzó las manos, miró hacia arriba y le dio gracias a Dios.

-“Jay, ¡qué bueno!, dijo el maestro Segarra. “Por fin... porque tú eres salsero natural, no eres bachatero’’.

-Le comenté que hubo una casa disquera en el asunto y ellos iban a invertir mucho dinero. Fui claro, le dije que tenía muchos deseos de hacer salsa.

-Nino Segarra me regaló un arreglo musical y yo pago los músicos. En ese momento le enseñé un tema de mi autoría, “Lo sé”, que le gustó mucho, tanto que se le ofreció a Luisito Carrión. Fue mi primera experiencia como compositor. El tema ‘’Lo sé’’ está sonando en diferentes partes del mundo: Colombia, Ecuador, Panamá, aquí en Puerto Rico, República Dominicana. Estoy súper contento con todo lo que está pasando.

Jay está concentrado en su nueva carrera como cantante de salsa romántica. Trabaja largas horas en el estudio para sacar su próxima grabación este año. El artista, sobreviviente de un cáncer por el cual pudo haber perdido las cuerdas vocales, vive agradecido de Dios porque lo sanó y le conservó la voz luego del tratamiento.

Le deseamos éxito a Jay Ruiz en su regreso a los escenarios.