Lun05222017

Last update01:09:31 PM

Economia Solidaria

Preservando y compartiendo la semilla

  • PDF

A pesar de ser de San Sebastián del Pepino, no tengo dotes de agricultor. Como planificador urbano, y facilitador de proyectos comunitarios reconozco la gran labor que están haciendo un grupo de nuevos agricultores ecológicos a la agricultura del país. Quiero aprovechar este espacio para hablarles del Banco de Semillas de Puerto Rico como parte del esfuerzo por trabajar hacia una soberanía alimentaria en el archipiélago de Puerto Rico.

Leer más...

En la economía solidaria cabemos todos

  • PDF

Es posible un cambio a una economía social y solidaria donde el patrimonio cultural y el talento se aprovechan para constituirnos en uno de los centros importantes de producción y distribución de bienes y servicios en el Caribe y en el hemisferio.

En la economía solidaria se afirman y comparten principios de inclusión, basado en la ética, democracia, solidaridad, respeto a la dignidad y los derechos humanos como reflejo y apoyo del desarrollo integral individual y colectiva para el disfrute de la vida; y las creencias y tradiciones de los Individuos, familias y comunidades en Puerto Rico; se valoran, conservan, defienden, promueven y se beneficiaran espiritual, social y económicamente de sus fiestas, tradiciones costumbre y creencias.

En la economía que propongo se valora, conserva, defiende, promueve y todos nos beneficiamos espiritual y económicamente de lo artístico, arquitectónico y ambiental que ofrece Puerto Rico. La producción cultural de Puerto Rico en una economía solidaria se reconocería y se facilitarían vías efectivas de distribución local e internacional; En los medios de comunicación se estimula la responsabilidad social en los medios masivos de comunicación; En la recreación existiría una amplia gama de ofertas culturales y de recreación de interés y accesibilidad para todos mediante variados programas e instituciones culturales, medios de comunicación masiva, instalaciones y áreas de esparcimiento activo y pasivo.

En cambio vivimos hoy una economía enfermiza que para estimularla hay que despedir a miles de padres y madres de familia con la intención sin éxitos de que inversionistas ricos del extranjero inviertan sus migajas en Puerto Rico. Que todos los días los bonos del País esta en riego de devaluarse. Una banca descapitalizada por que el dinero no se queda en Puerto Rico y se va para el extranjero. Que no ofrece oportunidades de empleo a nuestros profesionales. Que no hay equidad, justicia, paz…

Es posible otra economía hay que caminar hacia ella, hay que buscar una economía social y solidaria.