alt(San Juan, 10:00 a.m.) Cuando una junta fiscal dictatorial (JDF), viene a desmantelar la democracia, ponernos a merced de los fondos buitres. vender activos, bajar el salario para los jóvenes y exponerlos al mundo de lo ilegal para vivir, todo esto hace de un país un lugar invivible. Mientras la Junta Fiscal Dictatorial descarta establecer un plan para crear riqueza , entonces estamos ante un proyecto ideológico que no es económico . Se niega la junta, junto al liderato PNP, a desarrollar la economía.

Promesa ha sido y es un remedio peor que la enfermedad. Y ahora dicen que bajan la deuda a 64% que saben que no podemos pagar, cuando una ley de quiebra se hace para pagar lo mínimo o no pagar. Pero ellos cobran, esa cobra y despilfarra como le da la gana.

La junta despertó alarma a los del Centro de la Nueva Economía, que de buena fe dieron ideas significativas cuando se estaba discutiendo en el Congreso el proyecto Promesa y los republicanos no incluyeron ninguno de los 10 puntos que recomendaron. Pero incluyeron a formar parte de la Junta los candidatos que Pedro Pierluisi y Luis Fortuño.

Preocupados dijeron entonces al Centro de la Nueva Economía a la prensa que “la junta no cumple ningún principio básico”. Hemos olvidado el esfuerzo titánico y digno de las luchas que desde el siglo XIX y XX se dieron por alcanzar poderes para mejorar nuestra economía y solucionar problemas con soluciones propias.

Leer más...

España y EE.UU. hablan sobre Venezuela y el COVID-19 | Europa al ...(Caracas, 1:00 p.m.) Venezuela resiste. No sólo al imperialismo, que estos días recrudece sus ataques y amenazas ante la solidaridad sur-sur de Irán, sino también al coronavirus.

Las cifras hablan por sí solas: se contabilizan 10 muertos por coronavirus frente a los más de 650 de su vecina Colombia.

El resto de las métricas también se pueden considerar positivas. Venezuela acumula 882 casos de contagio, de los que la mayoría son importados, ninguno desde China: 303 proceden de Colombia, 65 de Brasil, 49 de Perú, 35 de Ecuador, 29 de España, 10 de República Dominicana, cinco de Chile, cuatro de Estados Unidos y cuatro de México.

Ante estos datos, mucha gente se pregunta cómo es posible que un país de 30 millones de habitantes y que vive una crisis económica importante, pueda estar haciéndolo mejor que otros países latinoamericanos integrantes de la OCDE, sean gobernados por fuerzas progresistas, como México, o de derecha, como Chile.

La respuesta parece sencilla, pero no lo es. Vamos a resumirla en tres elementos, cada uno de ellos igual de importante que los otros: medidas estrictas de cuarentena, un sistema de salud de proximidad y el uso masivo de la tecnología.

En primer lugar, Venezuela decretó la cuarentena total el 17 de marzo, siendo el primer país latinoamericano en hacerlo. Cerró fronteras y vuelos provenientes de Europa ante lo que Nicolás Maduró llamó la situacion más grave que hayamos enfrentado nunca. Cinco días después, 22 de marzo, Maduro insistió en radicalizar la cuarentena, imponiendo medidas de restricción de la movilidad, con excepciones limitadas como los trabajadores de la salud o com­pra de medicinas y alimentos, y el uso obligatorio de mascarilla en cualquier espacio público.

Pero además, estas medidas tan estrictas se hicieron protegiendo los derechos sociales y laborales del pueblo venezolano. Se decretó la inamovilidad laboral en el país en defensa de los trabajadores hasta el 31 de diciembre de este año, y contempló un plan especial de pago por parte del Estado de las nóminas de pequeñas y medianas empresas privadas durante seis meses, además de la suspensión de alquileres de comercios y viviendas durante el mismo lapso, con el compromiso gubernamental de compensación a los arrendadores.

El segundo elemento a ser tomado en cuenta se resume en el acrónimo CDI (Centro de Diagnóstico Integral). En 2003, el comandante Chávez impulsó la democratización del sistema de salud venezolano, instalando consultorios médicos en los barrios de techos de cartón, allá donde se oía triste la lluvia y la esperanza pasaba lejos. Con la Misión Barrio Adentro llegaron médicos cubanos donde jamás quiso llegar un médico venezolano, haciéndolo además de la mano de sus líderes comunitarios. Nadie me lo contó, yo estaba allá en el verano de 2003 y vi con mis ojos a la gente más humilde llorar al ver un médico pisar por primera vez su barrio.

Hoy esos CDI, que cuentan con salas de aislamiento y están provistos de interferón, un medicamento producido en Cuba que se ha revelado como el más útil hasta el momento para tratar el Covid-19, son la primera trinchera a la hora de detectar y aislar casos positivos e impedir que se expanda la pandemia.

Pero además el tercer elemento, el uso de la tecnología, complementa de manera muy efectiva la red territorial de salud. El 30 de marzo llegaba a Venezuela el primer avión chino enviado a América Latina, cargado con medicamentos, respiradores, máquinas portátiles de ultrasonido de color, kits de prueba de ácido nucleico, mascarillas médicas y trajes de protección. Pero sobre todo, en ese avión venían también ocho expertos de la Comisión Nacional de Salud de China, con la misión de ayudar al gobierno venezolano a evaluar la situación y diseñar una es­trategia de prevención y contención. Tras eso, han llegado a Venezuela más de un millón de tests rápidos, que se han decidido aplicar a cualquiera que lo solicitase, presentase síntomas o no. Hasta el momento se han aplicado alrededor de 700 mil pruebas de detección de Covid-19, lo que equivale a más de 23 mil pruebas por millón de habitantes, una de las tasas más altas del mundo.

Pero estas tres medidas impulsadas por el gobierno venezolano se pueden sintetizar en un solo concepto: chavismo. El chavismo que, insistimos, es mucho más que una identidad política, se ha traducido en el retorno de lo público, en un Estado fuerte con un sistema de salud que a pesar de las dificultades, resiste la embestida de la pandemia, y en una relación geopolítica privilegiada con China que le han asegurado, como socio clave en América Latina, cooperación en materia de salud y tecnología.

Todo ello en medio de un bloqueo económico que empezó con las sanciones impuestas por Obama mediante la orden ejecutiva que declaraba a Venezuela un peligro para la seguridad nacional de Estados Unidos, y se intensificó con las órdenes ejecutivas de Trump contra la industria petrolera venezolana, dando una vuelta de tuerca que incluyó en 2018 el embargo de todos los activos venezolanos en Estados Unidos, superando 7 mil millones de dólares, y el bloqueo de CITGO, la filial venezolana en Estados Unidos mediante la que además se importaban muchas piezas de recambio para PDVSA.

Pese a ello, podemos afirmar sin duda que Venezuela está derrotando no sólo al imperialismo, sino también a la pandemia que azota el sistema-mundo.


alt(San Juan, 9:00 a.m.) Desde hace ya algún tiempo hemos estado viviendo una serie de eventos que nos han ido cambiando y moldeando nuestra forma de vida. Huracanes, terremotos y pandemias, esto ha cambiado todo nuestro entorno, nuestra forma de actuar e incluso nuestra forma de planificar. Hoy nos hemos vueltos expertos, no logos, en mitigar daños y ser más resilientes. La toma de decisiones racionales es cada vez más complicada, antes pensábamos en que debíamos tener un kit de emergencias ante huracanes, luego comenzamos a hablar de tener listos un bulto para situaciones inesperadas, hoy pensamos en que ese bulto tiene que incluir guantes, mascarillas y desinfectante de manos. De repente nos encerramos y trabajamos desde un mundo virtual, hacemos filas para ir a hacer compra al supermercado o la farmacia. En fin, nuestra vida fue trastocada en menos de una década.

En el 1790 se realizó el primer censo en los Estados Unidos y desde entonces se ha estado realizando cada diez años en toda la nación americana y los territorios no incorporados, como Puerto Rico. En sus comienzos el censo se realizaba por oficiales que a pie o a caballo recorrían cada resquicio del territorio para contar a las personas en formularios de pergaminos o pieles de animales. Hoy 230 años después de aquel primer censo y por primera vez las personas tienen la oportunidad de responder el formulario por teléfono, por internet o de la forma tradicional por correo. Es decir que responderlo ahora es menos engorroso que llenar un cuestionario de varias paginas. No obstante, en este momento el censo a nivel de todos los EE. UU., solo han alcanzado una tasa de respuestas de 58.6%. Pero Puerto Rico es la jurisdicción con la tasa de respuestas más baja. Apenas un 8% de las respuestas se ha alcanzado en todo el país, el municipio con la tasa más alta a penas alcanza un 15%, pero incluso hay municipios con menos de un 5% o 0% de respuestas.

Pero ¿por qué es tan importante responder el censo? Este proceso provee valiosa información, para legisladores, empresarios, maestros, planificadores y muchos otros profesionales. La distribución de fondos federales para los estados y las comunidades. A partir de esa información se destinan fondos para escuelas, parques, hospitales, transportación pública carreteras y muchos otros servicios esenciales. Eso puede redundar en almuerzos escolares, mejores recursos en servicios de bomberos, equipos de seguridad para la policía e incluso ayudas y beneficios en respuesta a desastres.

Leer más...

alt(San Juan, 10:00 a.m.) La mano que dirige a Puerto Rico, nos pasa comentando todos los días de los exabruptos que tienen aquellos en el poder, o que pretenden tener poder, en Puerto Rico. El fin de semana inició con los influenciadores al servicio del Partido Nuevo Progresista, los de servicio general, acabando con Alexandra Lugaro, y pidiendo su renuncia.

Ayer, de forma "clandestina" un chateo privado entre dos personas, se hizo público y viral. Se trata del momento del gozo, regocijo dicen los cristianos, entre Juan Maldonado, abogado, y Robert Rodríguez López el dueño de APEX. Estos celebran el contrato de $38 millones de dólares para comprar pruebas de Covid-19, como si estuvieran en un juego de pelota. Todo es alegría. Otros influenciadores del PNP, estos al servicio de Pedro Pierluisi y su campaña, hicieron públicos ese chateo privado, y todo se ha tornado en conmoción nacional.

No es posible permitir que periodistas como Zugey Lamela, Jay Fonseca, o la empresa GFR Media, dirigen nuestras respuestas anímicas. Criticar para reformar el estado colonial no conduce a ningún fin, que no sea, sacar a este grupo de corruptos, y traer a otro grupo que eventualmente participaran en actos de corrupción. No es posible continuar promoviendo la denuncia de la corrupción, sin tener un plan alterno.

Leer más...

alt(San Juan, 1:00 p.m.) Hoy comienza el quinto toque de queda en Puerto Rico. Estamos en la semana 11 de experimentar el toque de queda, o medida de control social, más prolongado en la historia contemporánea de Puerto Rico. Ahora bien, ¿nos hemos puesto a pensar, que más allá de controlar la pandemia, existe algún tipo de proyecto de ingeniería social?

El efecto real de los toques de queda se están convirtiendo en modificadores de los comportamientos sociales. En lugar de pensar que cuanta gente fue a la playa, porque no pensar, cuanta gente dejó de utilizar la playa. De igual forma, en lugar de pensar como los cantantes de música urbana, los que operan en la isla y los internacionales, con facturación en promedio de $400 mil al año a $15 millones, como se habrán de ajustar ahora a un nuevo escenario donde los conciertos masivos no están puestos en ningún escenario inmediato. De igual forma, como será para los padres y madres que tienen hijos en escuelas presenciales, que la lógica ya abrió para tener escuelas virtuales como una forma de ver. Requiere esto, como a los empleados de Facebook, que la nueva jornada laboral sea desde casa.

Por lo tanto, en la Orden Ejecutiva 2020-041 que entró en vigor hoy, y donde la mayoría de la población no la ha leído, tampoco la prensa, alguien se ha preguntado que disponía sobre el uso de las playas. Es curioso, pues la prohibición sigue en las playas, y donde el distanciamiento es real. Pero, no empecé a esto, Wanda Vázquez y su Comité de Médicos, hicieron o permitieron que utilizáramos masivamente las playas este fin de semana que pasó.

Leer más...

El movimiento nunca miente. Es un barómetro que revela el clima del alma a todos los que lo pueden leer. -Martha Graham

Vivimos tiempos que nos generan una gama de sentimientos y de cuestionamientos. De repente nos hemos despertado con una nueva realidad, y ante ella, andamos improvisando y desarrollando estrategias que aporten a nuestro bienestar físico y emocional. Durante el distanciamiento físico a raíz de la pandemia del COVID-19, hemos visto como artistas han ofrecido sus servicios de forma voluntaria a través de espacios virtuales. Las personas han podido disfrutar y participar de una serie de actividades desde sus hogares, entre ellas: yoga, zumba, música, arte, magia, entre otras. Esto nos motivó a crear espacios inclusivos donde todas las personas se puedan beneficiar y sentirse más relajados y alegres dentro de la situación que todos estamos enfrentando. Hemos aprovechado las plataformas virtuales para promover la inclusión y poner a bailar a todas las personas independientemente de sus edades, capacidades físicas, sensoriales o mentales. Lo que al principio comenzó como una idea, hoy en día es la iniciativa Baile para Todos. Baile para Todos tiene como objetivo invitar a que todas las personas escuchen y conecten con su cuerpo desde un espacio de aceptación y libre de juicios. La idea es que cada cual se mueva a su ritmo y a su tiempo reconociendo los beneficios que tiene esto en el cuerpo y la mente. Hemos realizado cuatro encuentros en las plataformas de Instagram y Facebook. Diversas personas han logrado conectarse y mover su cuerpo desde una silla de rueda, parados, honrando y aceptando sus procesos.


Leer más...

alt(San Juan, 1:00 p.m.) A eso de las 11 de la mañana partió una caravana desde frente de los portones de la WIPR en protesta de la intención de venta de la estación de TV, Radio y el fondo de propiedad intelectual histórico contenido en lo mismo. El grupo multitudinario incluyó artistas, empleados, maestros y otros ciudadanos.

Antes de partir dejaron clara su molestia de la exigencia de la Junta de Control Fiscal y Natalie Jaresko, de que se venda la WIPR, un patrimonio del Pueblo de Puerto Rico. Los dirigentes del movimiento emplazaron a la Gobernadora a que pusiera en acción su palabra si en realidad pretende proteger este activo del pueblo. Asimismo emplazaron a Eric G. Delgado, presidente de la WIPR, y a Ralphie Pagán González presidente de la Junta de Directores de WIPR, para que no fueran cómplices de "regalar" la estación a una organización sin fines de lucro. "Regale lo que usted quiera de su casa, pero la WIPR no es suya, es del pueblo", le reclamaron.

Leer más...

alt(San Juan, 10:00 a.m.) Ver el proyecto que ha desarrollado el activista de izquierdas Roberto Giovanni Caez, es simplemente encomiable. El proyecto Comedores Sociales, el cual tiene una versión en Río Piedras, como mecanismo de contribuir a disipar la desigualdad alimentaria en el país, es valioso. No es el único proyecto de su clase que da comida de forma gratuita o por intercambio al que la necesite, hay varios en la isla. Pero es el primero que se ha hecho prominente en medio de una crisis de pandemia, a partir del arresto de Giovanni por exigirle al gobierno que abriera los comedores escolares y facilitará el proceso de acceder a fondos federales para conseguir comida. En esta medida, la idea original, la cual es meritoria y valiosa, se confunde con otros procesos de la política en Puerto Rico.

Hoy el Partido Nuevo Progresistas, que dirige Wanda Vázquez Garced en la gobernación, y que preside la colectividad Tomás Rivera Schatz, tiene un proyecto, el cual en consorcio con el GFR Media y periodistas de la talla de Jay Fonseca, llevan tres semanas bombardeandonos la urgencia de fondos federales para palear la crisis que Covid-19 ha producido en Puerto Rico. Uno debe preguntarse ¿Cuál crisis?

Siendo objetivo, el sector manufacturero (incluyendo la agricultura) nunca se ha detenido en Puerto Rico. Ese sector produce el 50 por ciento del Producto Nacional Bruto de la isla, y cerca del 70 por ciento del Producto Interno Bruto. De otra parte, las ventas al detal tampoco se detuvieron. Lo que se detuvo en Puerto Rico fue en gran parte la economía informal y la economía de las PYMES, que representan el 60 por ciento del PNB, y el 72 por ciento de la economía organizada en la isla, respectivamente.

Leer más...

Más artículos...