Lun09232019

Last update09:51:47 AM

El PNP intenta tomar la UPR [antes del 2020] e inicia en Humacao

  • PDF

alt[Nota editorial: ante los sucesos que se avecinan antes de las elecciones generales del 2020, El Post Antillano ha descubierto una nueva trama del Partido Nuevo Progresista de ir controlando con los llamados “puros” a los distintos recintos del sistema de la Universidad de Puerto Rico. Hoy iniciamos una serie de tres artículos sobre el proyecto PNP en la UPR de cara a las elecciones del año entrante].

(San Juan, 10:00 a.m.) ¿Qué tiene que ver el juicio de Urayoan Walker y Carlos Severino con el Recinto de Humacao de la Universidad de Puerto Rico? Todo. En más de media docena de entrevistas realizadas, hemos descubierto que el Partido Nuevo Progresista (PNP) no se duerme y antes de que lo madruguen ha iniciado un proceso de desestabilización del sistema educativo público intentando controlar los recintos que históricamente han sido más problemáticos y contestatarios: Río Piedras y Humacao.

En el recinto principal, Rio Piedras, el proceso se inició en el 2017, cuando el PNP decidió, a través de la entonces secretaria de justicia, Wanda Vázquez Garced, reabrir el caso entonces cerrado de las llamadas Becas Presidenciales para acusar, hoy se sabe de forma política, al pasado presidente del sistema universitario, Urayoan Walker y al pasado rector del Recinto de Rio Piedras, Carlos Severino.. Ambos se encuentran hoy insertos en un proceso legal, el cual carece de méritos, pero que busca eliminar a personas progresistas y buenos administradores de servir en la institución.

Dicho lo anterior, el proceso de neutralizar y control, como una de nuestras fuentes lo definió del liderato que dirige a la UPR, y que ciertos sectores del PNP ve como no “puros”, ahora se mueve al recinto de Humacao. Desde marzo del corriente, la figura de José Aponte Pérez, pasado presidente de la Cámara de Representantes por el PNP, se ha ceñido en controlar el recinto, y ha ido desarrollando todo un andamiaje de intervencionismo y control para remover al actual rector de dicho recinto, Héctor Ríos Maury, a quienes una facción dentro del partido político no ven con buenos ojos, por no reconocerle ser PNP puro.

El proyecto de José Aponte Pérez, según nos indica otra fuente, ha consistido en cuestionar el liderato de Ríos Maury, e introducir a una candidata alterna, la profesora Aida Rodriguez Roig. En este proceso, entre otros asuntos, Aponte Pérez ha desatado una campaña de odio, así como de falsos reclamos, muy consistente con prácticas dentro del PNP duro, que incluyen provocar crisis en el recinto de Humacao por vía de querellas anónimas contra el rector Ríos Maury.

Nuestra fuente nos indica, que Aponte Pérez se encuentra detrás de la última querella presentada contra Ríos Maury, la cual no fue firmada por nadie, pero busca despedirlo, o como mínimo que la Junta de Gobierno de la institución lo destituya. Aponte Pérez muy estratégicamente ha plantado un aliado en la Junta de Gobierno del sistema de la UPR, el Ingeniero Emilio Colón Beltrán, quien tiene la encomienda de iniciar el proceso de “limpieza” del sistema de educación público de cara a las elecciones del 2020.

En la columna de mañana discutiremos las intenciones personales, en adición a las políticas, que impulsan el intervencionismo de José Aponte Pérez.