Jue08222019

Last update08:42:37 AM

  • ja-news-1
  • ja-news-3

Ruega por nosotros

  • PDF

altJose Gautier Benitez, ruega por nosotros, José Gualberto Padilla, ruega por nosotros, Lola Rodríguez de Tió, ruega por nosotros, Eugenio María de Hostos , ruega por nosotros, Alejandro Tapia y Rivera , ruega por nosotros, Roman Baldorioty de Castro , ruega por nosotros, Emeterio Betances , ruega por nosotros, Luis Muñoz Rivera , ruega por nosotros, Antonio R. Barceló ruega por nosotros, Trina Padilla de Sanz , ruega por nosotros, José de Diego, ruega por nosotros Rosendo Matienzo Cintrón , ruega por nosotros, José Celso Barbosa, ruega por nosotros, Luis Muñoz Marín , ruega por nosotros, Pedro Albizu Campos , ruega por nosotros.

Son tantos y tantos los hombres y mujeres dignos que ha dado este país que es imposible en este momento mencionarlos a todos . Pudieron ser adversarios políticos , pero dejaron una estela de honradez inquebrantable y amor a este país. Es inaplazable que la juventud conozca lo mejor de nuestro pasado, tener un sentido de la dignidad de nuestra historia, que es fundamental para tener vocación de futuro . Sin ejemplos provechosos, estimulantes, virtuosos, para la juventud, ¿qué les dejamos ?

Recuerdo las palabras de Baldorioty que fue nuestro primer pedagogo. " a los hijos antes que pan hay que darles vergüenza," Y su lema que debería estar escrito en los edificios públicos reza " Amar a Puerto Rico, Conocer a Puerto Rico, Servir a Puerto Rico." Si el sistema educativo tanto público como privado, se hubiera encargado de enseñar nuestra historia con orgullo , estaría una juventud más dedicada a servir a su país, que servirse de ella , estarían motivados a ser útiles para esta nación nuestra.

Pero, si no se aprecia lo propio estamos educando hijos vacíos, llenos de ordinariez y mediocridad, y desamor al país . Pero a pesar del daño que nos hace el sistema educativo, el ejemplo lastimoso y vergonzoso que ha dado este gobierno PNP no nos representa a la mayoría. Y sin las alas de la cultura, el aprecio a nuestra lengua no podrán volar alto. Hay que volver a empezar . Pero hay algo muy positivo de todo lo que estamos padeciendo, y es que esta corrupción huracanada, esta ordinariez e inmundicias, nos ilustra muy claramente sobre lo que no somos y no queremos ser . ¡Viva esta patria nuestra!