Sáb01182020

Last update02:50:07 PM

Política

La historia de la bandera de Puerto Rico

  • PDF

alt(San Juan, 3:00 p.m.) En 1892 se fundó el “Club Borinquén” integrado por un grupo de patriotas exiliados en la Ciudad de Nueva York, afiliado al Partido Revolucionario Cubano. Se trataba de una alianza de cubanos y puertorriqueños que luchaban por la independencia de las dos Antillas mediante una estrategia conjunta. Para el verano de 1895 se constituyó un comité provisional como paso previo a la organización de la Sección de Puerto Rico del Partido Revolucionario Cubano. El médico ponceño José Julio Henna fue designado Presidente. El sábado 21 de diciembre de 1895 apareció en el periódico martiano “Patria” el siguiente anuncio: “A todos los Puertorriqueños: Mañana domingo, a las dos y media de la tarde, se reunirán los Puertorriqueños en el salón principal de la casa número 57, al oeste de la Calle 5, esquina Sexta Avenida para tratar asuntos de patriótica trascendencia. Se invita por estas líneas a todos los Puertorriqueños amantes de la independencia antillana.”

La reunión constituyente de la Sección Puerto Rico del Partido Revolucionario Cubano, tuvo lugar el 22 de diciembre de 1895, en el Chimney Hall de Nueva York. Asistieron 59 puertorriqueños. Electa la Junta Revolucionaria quedó integrada por J. J. Henna, presidente; J. M. De Terreforte, vicepresidente; Manuel Besosa y Sotero Figueroa, vocales; Gumersindo Rivas, secretario de actas (sustituido luego por Roberto H. Todd) y Gerardo Forrest, secretario de correspondencia. Se designó a Ramón Emeterio Betances, residente en París, como Delegado General. La Junta designó delegados en varios países, entre ellos a Eugenio María de Hostos, en Chile; Lorenzo Mercado, en Venezuela; José Ramón Paradis, en Haití; y Aurelio Méndez en Santo Domingo.

De las actas de la reunión surge: “Terreforte, uno de los supervivientes del grito de Lares, presentó la nueva bandera que es de la misma forma de la cubana, con la diferencia de haber sido invertidos los colores: franjas blancas y triángulo azul en vez de rojo, con la misma estrella blanca solitaria en el centro”. En ausencia de una explicación de los delegados puertorriqueños reunidos en asamblea el siglo pasado, los tres colores de la bandera y las tres puntas del triángulo representan al igual que en la bandera cubana, los ideales republicanos de libertad, igualdad y fraternidad proclamados en la Revolución Francesa.Existen varias versiones sobre el autor de la bandera.

Leer más...

Los temblores y la narrativa neoliberal: "el estado no sirve"

  • PDF

alt(San Juan, 9:00 a.m.) Han vuelto a convertir la desgracias de los terremotos y los temblores en un evento de entretenimiento. Ayer los cantantes de música urbana, algunos de ellos, se desplazaron al área sur, para pronunciar discursos, desde la opulencia ofrecer regalos a la gente, y más que nada para afirmar una narrativa estéril que repite "el estado no sirve". Es curioso, pero desde las protestas de julio de 2019, la cultura del reggaeton se ha apropiado de la lucha social en Puerto Rico, a partir de una trayectoria vinculada a la opulencia, el poder y la dominación, sin tener ningún referente claro con aspiraciones de mayor igualdad, fin a la desigualdad económica y más que nada una cultura más democrática.

Ya sabemos, el gobierno de turno siempre es terrible. Washington es un lugar horroroso. Pero la narrativa que sustituya ambos predicados, no puede ser al ritmo de una respuestas "dura", y menos de predicar que pese a todo " estamos bien". Menos aún, pretender que por las redes sociales o la radio, "el despelote" nacional se convierta en la senda única a seguir. Puerto Rico, vive de pie. Todos los conformamos, pero hay múltiples criterios y son esos los que tenemos que darle paso. Ojo con la prensa comercial y sistemas mediáticos, que lo convierte todo en un "concert" .

Pero ¿que debería promover el independentismo y la izquierda boricua? Ante los vacíos de lucidez en el país colonial, hay que promover respuestas. Lo interesante es que los artistas del genero urbano han pensado que ellos tienen las respuestas, a partir de su buena intención, pero traducido siempre en un evento mediático y de naturaleza manifiesta. Ante esto, la respuesta debe ser organizar el vacío, darle dirección a la narrativa anarquista de que el gobierno no sirve, y crear alternativas soberanas y que promuevan procesos sustantivos y sostenibles. Solo así podremos desarrollar un país. No en la lógica del ritmo y el vacilón.

Leer más...

9 de Enero: Día de la Independencia de Panamá

  • PDF

alt[Nota Editorial: Discurso pronunciado el autor en el acto oficial de la Universidad de Panamá el 9 de Enero de 2018].

(Ciudad Panamá, 10:00 a.m.) Para empezar, dos afirmaciones axiomáticas sobre el 9 de Enero de 1964, que sin embargo se las pasa por alto constantemente: uno, ese día hubo una verdadera revolución popular antiimperialista en Panamá y, dos, fue nuestra verdadera gesta por la independencia nacional del siglo XX.

El 9 de Enero no fue una protesta más en la larga lista de movilizaciones populares panameñas contra la presencia norteamericana. Por su masividad, combatividad y heroísmo popular fue una revolución, en todo el sentido legítimo de la palabra, y constituyó un verdadero salto adelante hacia la independencia nacional del tutelaje colonial. Fue un acontecimiento a partir del cual hubo un antes y un después. Por eso fue una revolución popular antiimperialista y descolonizadora.

Si comparamos el 9 de Enero con el 3 de Noviembre de 1903, fecha que la oligarquía gobernante nos ha presentado como el día de la independencia, vemos las diferencias que resaltan con claridad y desenmascaran aquella conspiración de una élite con intereses foráneos por la que imperialismo yanqui nos separó de Colombia, no para hacernos libres y soberanos, sino para apropiarse del territorio, el canal y convertirnos en protectorado.

Mientras el 3 de Noviembre de 1903 se fraguó un acuerdo entre un puñadito de oligarcas panameños, los accionistas de una compañía francesa tramposa, grandes capitalistas de Wall Street y el gobierno imperialista de Teodoro Roosevelt; el 9 de Enero fue un acontecimiento espontáneo en que el pueblo panameño, compuesto en su mayoría por obreros asalariados y sus hijos, la vanguardia estudiantil forjada en la FEP, acudió en masa cuando se enteró de la afrenta a la bandera y a los institutores.

Leer más...

Con los Reyes Magos es suficiente para la alcanzar la independencia

  • PDF

alt(San Juan, 9:00 a.m.) Hoy celebramos el día de los Reyes Magos. Se trata de una tradición judeo cristiana, la cual nos llega a Puerto Rico, por vía del colonialismo español. Luego hemos tenido otras tradiciones, como la de celebrar a Santa Claus, la cual está más vinculada al colonialismo y capitalismo de los EE.UU. Sea el colonialismo que sea, nosotros en el periódico de navidad, celebramos tradiciones que el colonialismo nos ha impuesto.

Ahora bien, reconocido lo anterior, hay que hacer una distinción con el día de los Reyes Magos. Si bien es cierto que es otra imposición del colonialismo, no es menos cierto que también hay una apropiación de nuestra parte en la celebración. El día de los Reyes, de forma curioso ha sido mestizado por las prácticas culturales de la isla, entre paganismo y creencias cristianas, y se celebra mas como una tradición local que como una práctica cultural del colonialismo.

Leer más...

Iraq y los ataques de Estados Unidos contra la República Islámica de Irán

  • PDF

altApenas comienza el año y nuevamente la situación militar en Iraq vuelve a llenar los titulares mundiales en las noticias. En esta ocasión, se informa del ataque llevado a cabo por musulmanes chiitas, agrupados en las Fuerzas de Movilización Popular (Hasch al Sahaabi por su nombre en árabe), contra la embajada estadounidense en Bagdad, ello en reacción a los bombardeos llevados a cabo por Estados Unidos contra instalaciones y depósitos de armamento de Hezbolá localizados en la frontera entre Iraq y Siria; y el ataque llevado a cabo contra instalaciones militares en Iraq donde perdió la vida un contratista estadounidense. Las FMP son una coalición de milicias en suelo iraquí, que incluye efectivos de la organización pro iraní palestina radicada en suelo libanés, Hezbolá, la cual desde hace años combate contra el Estado Islámico en la República Árabe de Siria, particularmente al sur de Siria, en la zona fronteriza con Líbano y al noreste, en la frontera de Siria con Iraq.

La población musulmana chiita en Siria y Líbano guarda vínculos muy estrechos, no sólo con la mayoría de la población musulmana en Iraq que es también chiita, sino particularmente con uno de los países aliados de Siria en su conflicto interno frente a Occidente, la República Islámica de Irán. La mayoría de la población iraní, confesionalmente hablando, es chiita. En Iraq, sin embargo, a diferencia de Irán e incluso Siria, la mayoría de la población localizada en la porción oeste de su territorio, confesionalmente es suní. La mayor parte de la población iraquí es árabe, mientras en el caso iraní, es persa.

En el caso de Siria, hay otra diferencia a destacar, y es que gran parte de los funcionarios de su gobierno, incluyendo al propio presidente Bashar Al Asaad y su círculo inmediato de gobierno, confesionalmente no es ni chiita ni suni, sino alawita, otra corriente religiosa en el mundo musulmán.

Leer más...