Lun10162017

Last update08:09:34 AM

Cataluña continúa su lucha por la independencia

  • PDF

altEl 1 de octubre de 2017, la plataforma Gure Esku Dago (Está en nuestras manos) celebrará consultas soberanistas en 12 municipios dentro de su iniciativa de llevar referéndums para consultar a la mayoría de los pueblos del País Vasco y Navarra sobre su independencia del resto de España

Sin embargo, estas consultas plebiscitarias no carecen de controversias. Al presente, aunque más de un centenar de municipios han apoyan estos plebiscitos, las tres capitales vascas aún no lo hacen. Por otra parte, aunque los medios noticiosos de España hablan de poca participación ciudadana y que la mayoría del País Vasco diría que no a la acción separatista; la plataforma soberanista habla de éxito.

Independientemente de la posición de las partes, nuestra observación como ente imparcial es que el gobierno español está preocupado con este plebiscito y la movilización de ciudadanos que hasta el momento se ha obtenido. El Tribunal Constitucional no solo declaró ilegal el plebiscito, sino que se ha dicho que todo alcalde que participe en el mismo incurrirá en delito que conllevará pena de cárcel. Además, Mariano Rajoy, jefe del Ejecutivo central español, se ha comprometido en impedir que se celebre el referéndum del 1 de octubre. A tales efectos el gobierno español envió a la policía a incautar todas las papeletas de votación de la consulta. También, ha intervenido las cuentas de banco de la Generalitat; e intervienen en toda actividad en pro del plebiscito. A su vez, el gobierno vasco ha amenazado con dejar de pagar contribuciones al gobierno español. Porqué si se alega que no hay apoyo ciudadano a este movimiento plebiscitario, el gobierno central español toma tantos pasos para coartar la libertad de movimiento y expresión, nos preguntamos.

Cierto es que el plebiscito al no contar con el respaldo del gobierno español, de llevarse a cabo su resultado no será uno vinculante. No obstante, el movimiento en pro del proceso soberanista aparenta ir en crecimiento y ser una amenaza real para el gobierno español. Este lunes pasado se celebró una Diada en Cataluña, que reunió miles de personas.

El Gure Esku Dago continua su apoyo al proceso soberanista. Este sábado culmina su campaña con una manifestación en Bilbao. En su página web ellos indican: “Vivimos este momento histórico con ilusión, esperanza y responsabilidad y, sobre todo, con mucho interés. El sueño del pueblo catalán está a punto de cumplirse y su sueño también es el nuestro: decidir como ciudadanos”. Por su parte Rajoy ha señalado que “el Estado seguirá actuando” y si los separatistas insisten en su desafío a la democracia “nos van a obligar a lo que no queremos llegar”.

Los movimientos pro-independencia son universales y sus luchas no son fáciles. Debemos seguir de cerca y aprender del proceso catalán.