Mar07162019

Last update08:16:26 AM

La política y las reuniones clandestinas – Bad Bunny, Residente y Rosselló

  • PDF

alt(San Juan, 9:00 a.m.) En la década de 1970, para ser preciso en verano de 1978, el secretario general del Partido Socialista Puertorriqueno (PSP), Juan Mari Bras, se reunió de forma “clandestina” con el expresidente y exgobernador d Puerto Rico, Rafael Hernandez Colón, para concertar una cita con los delegados del gobierno cubano en Nueva York. El clandestinaje fue la piedra primaria de todos estos encuentros. La portada de la prensa comercial del país era en gris, aludiendo a un día oscuro para el pueblo de Puerto Rico. Los que defendemos la independencia siempre celebramos dicha reunión, pero la derecha boricua, el capital corporativo en la isla, y Washington, se opusieron a la misma. Luego de esto vino la represión.

En este fin de semana, aparentemente, en la madrugada del viernes, hubo una reunión “clandestina” entre Benito Antonio Martínez Ocasio, mejor conocido por Bad Bunny, René Pérez mejor conocido por Residente, y el gobernador de turno, Ricardo Rosselló. La reunión según cuentan los dos artistas en sus redes sociales, fue una improvisada, que surgió de ellos que habían estado pasando las navidades juntos, y que vieron en esto una oportunidad de hablar con el primer ejecutivo del país y explorar ideas en torno a la educación y al problema de la criminalidad en la isla.

Es cómico, pero todo indica que para los exponentes de la música urbana, Bad Bunny/Residente, el gobernador tiene algún peso, más que mediático, sino político, razón por la cual lo fueron a ver. Ninguno de los dos ha propuesto tener reuniones con organizaciones de la sociedad civil, pensemos en el Colegio de Abogados y Abogadas de Puerto Rico, para explorar como resolver la criminalidad; o con los sindicatos de maestros, para proponer ideas en torno a la educación en la isla.

Pero todo indica que esta reunión “clandestina” el efecto mediático pesa más. Pese a todos los errores cometidos por la administración de Ricardo Rosselló, es más importante irlo a ver, y hablar con él y apoyarlo, mediáticamente, para que éste, salga de la encrucijada política donde se encuentra, que nos afecta a todos y todas. Es curioso, pero la visita de los cantantes se da en el momento de mayor debilidad política de Rosselló. ¿A quién beneficia esta reunión?

Posiblemente el viejo PSP, bajo la dirección de Juan Mari Bras, cometieron muchos errores. Pero también cometieron muchos aciertos. Gracias a ellos, hoy todo Puerto Rico, es decir todos los grupos políticos, así como la agenda nacional, se ha definido a partir de la descolonización de la isla, que se insertó en el Comité de Descolonización de las Naciones Unidas en el 1978. En esta medida, hay que evaluar cual es el efecto,

si alguno de la visita/reunión “clandestina” de Residente, Bad Bunny y Ricardo Rosselló. Pensemos.