Mar06252019

Last update11:04:54 AM

Convención Demócrata habla de socialismo, ¿y de la independencia de P.R. qué?

  • PDF

alt(San Juan, 9:00 a.m.) Este fin de semana se llevó a cabo la convención del Partido Demócrata de los EE.UU. en el estado de California. El Partido Demócrata es la principal fuerza de oposición política a la pretensión de reelección de Donald Trump, en las elecciones generales de noviembre del 2020. Lo interesante es que se trató de una convención donde casi todos los 23 precandidatos a la presidencia por dicho partido, tomaron la palabra. Casi el 95 por ciento lo hizo enarbolando la bandera de la izquierda y en algunos casos del socialismo.

De todos los candidatos los dos de mayor peso y probabilidades de aspirar en pleno a la candidatura por su partido, lo son el pasado vicepresidente Joe Biden, el pasado precandidato presidencial Bernie Sanders y la senadora demócrata Elizabeth Warren. El resto de los candidatos y candidatas, todos muy buenos, pero con distintas limitaciones, por lo pronto en lo que dicen los números.

Es curioso que Biden no participó en la convención. Temió ser abucheado pues todos los candidatos que no apoyaron la idea de salud universal gratuita, educación superior gratuita y una reforma migratoria de acceso, fueron abucheados. Él decidió no participar.

Se trata del momento de mayor radicalismo en la política de los EE.UU. posiblemente desde la década de 1950 y los conflictos con la persecución política del llamado Macartismo. Ahora bien, pese a que todos ellos hablan desde una mirada de izquierdas amplias, el tema de Puerto Rico no ha sido abordado también desde esa mirada para con ellos. No obstante hay que reconocer que personas como Bernie Sanders y Alexandra Ocasio, han modificado su discurso en torno a la isla, y ya no hablan de la estadidad como la opción política. Ahora ambos hablan del derecho a la libre determinación del pueblo de Puerto Rico.

No será un momento para abordar a todos y todas estas personas abiertamente de izquierdas para plantearles el derecho inalienable de la independencia para la isla. Sólo con la independencia terminaríamos con la relación existente con la Junta de Supervisión Fiscal, administraríamos nosotros la deuda pública, y tendríamos derecho a seleccionar nuestra flota mercante sin leyes de cabotaje impuestas.

Entonces, ¿no será momento de pedir la independencia en Washington, por lo pronto ante el Partido Demócrata? Pensemos.