Lun09232019

Last update09:51:47 AM

Partidos políticos, candidaturas y democracia, ¿por dónde vamos?

  • PDF

alt(San Juan, 9:00 a.m.) En este fin de semana se fueron consolidando las prácticas de la cultura democrática conocida y por conocer en el universo político llamado Puerto Rico. Por un lado, los interesados en la gobernación por el Partido Nuevo Progresista (PNP) tanto Pedro Pierluisi como Jennifer González, indicaron de distintas formas que están disponibles e interesados para ser candidatos a la gobernación. Por otro lado, el emergente partido político, Movimiento Victoria Ciudadana (MVC), tuvo una asamblea general para determinar como se habrán de estructurar organizativamente. En la misma, prevaleció el nuevo modelo de partido de redes de redes, ante la cual, el viejo refererente de centralismo democrático, fue derrotado.

La pregunta es ¿cómo queremos hacer política hoy? Realmente hablando, hay dos escuelas, la anterior y la posterior. La anterior es la que nos dirige, sin lugar a dudas desde el 1938, cuando se fundó el Partido Popular Democrático. La otra, es la que desde el 2004, movimientos políticos como el Partido Puertorriquenos por Puerto Rico, que fundó Rogelio Figueroa, intentó hacer. De ahí para acá, es más frecuente el surgimiento de partidos políticos que intentan modificar forma y contenido, bajo la consigna que los partidos anteriores están liquidados o fracasados. Entonces, nos enfrentamos a un mundo en choque entre el pasado y el presente.

La propuesta de red de redes que el Dr. Angel Villarini y Gabriel Viera lograron imponer en la Asamblea General del MVC, habrá que estudiarla a profundidad. Es totalmente desconocida en el quehacer cultural de Puerto Rico, pero logró derrotar a la postura más conocida e impulsada por el Dr. Rafael Bernabe, pasado candidato a la gobernación por el hoy desaparecido Partido del Pueblo Trabajador. Son dos escuelas de pensamiento distintas, una sin tradición en la historia del país, y otra con una fuerte tradición de sobre 100 años.

Habrá que esperar a ver que partidos se habrán de organizar y qué partidos habrán ofrecer un nuevo modelo más democrático para el país tanto a nivel de organización como de forma de gobernar la isla. Hay que esperar. Pensemos.