Jue07022020

Last update10:29:54 AM

La invisibilidad de los independentistas, ¿deben salir del armario?

  • PDF

alt(San Juan, 9:00 a.m.) El independentismo de última generación en Puerto Rico que combina grupos de la postguerra así como milenios, ha asumido una narrativa bastante singular: hacerse invisibles. Algo de esto se debe a la reacción del capital mediático y sistemas de prensa de la derecha, que han convertido al independentismo en una condición folklórica y étnica. Mientras, el manejo equivocado de narrativas como la soberanía, nos han dejado en aspirar ser soberanos tal si fuéramos una reservación indígena o un estado de la federación de los EE.UU. Pero hablar de la independencia, cada día que pasa se torna en algo más efímero y presente.

Veo con interés las iniciativas que varias organizaciones lideradas por independentistas han desarrollado ante la pandemia en varios municipios de la isla. Entonces, vemos como las mismas, se adaptan y se asumen para promover beneficencia social a los más necesitados. Pero, ¿promueven la independencia como acción política que nos puede llevar a mayor bienestar? Nunca.

En este caso dos ejemplos: por un lado, la vemos con mucho interés, lo que organizaciones como Vamos Puerto Rico, entre otras están desarrollando a lo largo de la isla, para resolver los problemas asociados la pandemia Covid-19. Vemos que han establecido un sistema de rastreo, a iniciativa propia y asistidos por los municipios amigos de la zona sur oeste. Lo que no vemos es como ese proceso se va vinculando a una urgencia o reclamo de independencia para Puerto Rico. Mientras eso no pase, la única opción real que se mantiene es la de la estadidad, que siempre plantea, desde cualquier portavoz, que en la estadidad el país estará mejor.

Por otro lado la clase artista toma y retoma, desde verano del 2019, un rol en la política del país. Son "pregoneros" del país que no es, y del país que debemos de aspirar. Esto incluye a Ricky Martín, René Pérez, Jorge Pabón Benito Martínez, y Olga Tañon, entre otros. Más allá de decirnos que el gobierno [colonial] no sirve, ¿a qué nos invitan estos artistas? A reorganizar el gobierno colonial que no sirve. Por lo tanto, ninguno de ellos nos invita a tomar control soberano y libre de nuestro país y a desarrollar un proyecto de nación independiente, en el cual sin el control de Washington podamos organizar correctamente nuestra gobernanza.

En fin, es momento que el independentismo en Puerto Rico salga del armario. Que exprese, con modelos y proyectos concretos, qué sería distinto en la vida post-colonial en Puerto Rico. Siendo un país libre e independiente, ¿como sería la gobernanza en la isla? Pensemos.