En estas breves horas que me restan para ir al Reencuentro Internacional de Poesía en Safi, Marruecos, me he puesto a pensar en los poemas que llevo en la maleta y que por no saber árabe, serán traducidos sin yo tener idea de las imágenes, de las palabras, del sentido y del sentimiento… No es que me preocupe, pues este festival tiene excelentes traductores, es que yo me debería de ocupar en aprender más idiomas. Recuerdo haber trabajado con mis amigas Marta Emmanueli y Martha Lima unas traducciones al inglés (idioma que sí domino) de algunos de mis poemas y darme cuenta que la emoción, el tono y el ritmo solían cambiar. Al respecto, recuerdo comentarios de pasillo en los edificios de Humanidades de la Universidad de Puerto Rico, donde realicé mis estudios, sobre la traducción de un poeta francés hecha por un poeta hispanoamericano que supuestamente superó la belleza del texto original… Son gajes del oficio y es que un traductor poético ha de ser poeta confeso o inconfeso, sin lugar a dudas.

Leer más...

Hace un par de meses el buen amigo Ferdinand Álvarez Rivera me escribió por las redes sociales y me dice que había salido su libro: Relatos de un Apocalipsis Cotidiano.  A Ferdinand lo conozco algún tiempo como gestor cultural, profesor, conductor de programas radiales, pero sobre todo como historiador. Por todo esto, al leer el título del libro por alguna razón pensé que se trataba de historia antigua o historia del mundo moderno. Al preguntarle sobre el tema me dice que no era un libro de historia si no que era un libro de cuentos cortos. Confieso que esa respuesta me tomó por sorpresa, no es el tipo de trabajo que estoy acostumbrado a leer del amigo Álvarez Rivera.

Leer más...

Este libro es la tercera entrega de la trilogía Profecías junto a Ojos como de hombre (2011) y Huesos secos (2013), novelas basadas en hechos reales con cambios de lugares, nombres y otros detalles. Sin embargo, no es necesario haber leído las primeras dos partes de estas tres historias para seguir de cerca la trama que protagoniza el inspector Sánchez, versión gay boricua del detective cubano Mario Conde, personaje de las famosas novelas policiales del escritor cubano Leonardo Padura (Fuentes). Max Chárriez, por su parte, continúa esta tradición de suspenso en la narrativa caribeña contemporánea desde la Isla del (Des)encanto denunciando los niveles de corrupción en la Policía de Puerto Rico ante varios casos congelados o “cold cases” de feminicidios irresueltos.  En realidad, sí existió un asesino en serie de sexoservidoras que las torturaba y dejaba los cuerpos tirados debajo de los puentes en Santurce.  Esto se une a otros casos de muertes de mujeres trans en la isla y hasta se rumoró que los culpables habían sido policías.

En este sentido, De sombras y muerte sigue un principio esencial de la teoría postcolonial, darle voz al subalterno, nombrar a quien ha sido invisibilizado por el sistema abogando por un sentido de justicia  y de paz social.  Tanto la mujer y el hombre heterosexuales, la mujer trans, los hombres gays y las mujeres lesbianas aparecen representados aquí como parte integral del tejido social que busca elevar el discurso más allá de los prejuicios intrínsecos de la sociedad puertorriqueña a toda diferencia sexual en este final de la segunda década del siglo XXI.

            El narrador en De sombras y de muerte nos atrapa desde las primeras líneas del relato y nos mantiene en vilo hasta la página final, donde se resuelve el entuerto y se sigue de cerca una incipiente relación amorosa entre el inspector Sánchez y Llanos, agente del FBI.  Esta combinación de estar al límite entre amor y muerte, Eros y Tánatos, permea todo el discurso narrativo y explora la condición de dos hombres cansados de los juegos eróticos de la comunidad LGBTQ+ para encarar de frente la idea del Amor sin más al darse otra oportunidad. Los prejuicios de Sánchez hacia Llanos se van derrumbando como los muros que también van cayendo a medida que se resuelve el intríngulis de los casos en cuestión.

Leer más...

El martes 26 de enero de 2021, la Facultad de Estudios Humanísticos de la Universidad Interamericana de Puerto Rico, Recinto Metro, realizó la presentación del libro Escuchen nuestras voces. Historia del Caño Martín Peña contada por sus pobladores. Tuve el privilegio de realizar unos comentarios sobre la obra que comparto de manera escrita. La obra es una edición del Dr. Pedro A. González Vélez y es parte de una alianza entre la Universidad Interamericana y el Proyecto Enlace del Caño Martín Peña dirigido por Mario Núñez Mercado.

La iniciativa tuvo varias peculiaridades que son importante mencionar. Primero, esta narrativa histórica es el producto del trabajo investigativo de los estudiantes del Dr. González, específicamente los del curso de Historia Oral. Dentro de la metodología utilizada, los estudiantes desarrollaron una serie de preguntas que abarcaron cuatro áreas de estudio: población, economía, sociedad y salud. El proyecto se realizó a través de cuatro periodos académicos durante los años 2006-2008. Básicamente, cada área tuvo un curso específico. Esto le daba un mayor sentido de profundidad al análisis desarrollado por el grupo. Cada estudiante tuvo la tarea de entrevistar a una persona. En total, unos 55 individuos tuvieron la oportunidad de narrar sus experiencias y vivencias.

Leer más...

En el siglo XVIII ocurrió uno de los sucesos que en muy pocas ocasiones se comenta de la historia de Puerto Rico: la sublevación del grupo gobernante de la villa de San Germán en contra de las pretensiones autoritarias de la ciudad de Puerto Rico, entre los años 1701 y 1712, periodo donde también ocurre la Guerra de Sucesión Española y la Isla es atacada en varios puntos como Arecibo, Loíza y Guayanilla. La sublevación también tuvo sus implicaciones en el actual territorio lajeño.

En 1701, el gobernador Gabriel Gutiérrez de Rivas ordenó que los cabildos de la Isla aportaran personal para la defensa de la capital. Sin embargo, el estado de guerra imperante creaba suspicacia en los diversos ayuntamientos al momento de decidir si se enviaban las milicias requeridas, ya que esta acción los dejaba con menos recursos defensivos en caso de un ataque extranjero.

Leer más...

Yasmín Díaz Sánchez, es una gran escritora, una excepcional poetisa mexicana, me recibe en Matamoros, hermosa ciudad mexicana. Escritora, profesora, poeta con novelas como la serie Estantigua  (tres libros) que habla de la muerte y de los misterios de fantasmas buscando reencuentros, o el poemario Hidromiel, repleto de amor y esperanza. “El verdadero amor está orientado, al compromiso de ver por el otro”. (extraído de su libro Hidromiel) refleja el espíritu de una escritora con una sensibilidad muy especial. Ella entra en su estilo al charlar que me recuerda, al de una princesa elegante, que esconde una mujer luchadora y aguerrida combativa de sueños y esperanzas, con su arma que son las palabras. Después de una breve presentación nos dirigimos al motivo esencial de esta entrevista: Descubrir a Yasmín en su mundo de letras.

Leer más...

Rodeado de mí mismo

sin evasión posible

tejo con mis pisadas

mi propio laberinto

(El Topo. Penúltima salida)

El poeta nacional Francisco Matos Paoli, prologando el poemario Penúltima Salida (1978), destaca que “La obra de este autor pone de relieve a un poeta de elevadas calidades de arte, cuyo verbo lírico, nutrido en el espíritu de las esencias isleñas, se mueve con ademán de entronques surrealistas por las rutas del reino de la ensoñación. Su voz de poeta nuevo, forjada al calor de multitud de lecturas en sus tiempos de estudiante ---los autores clásico españoles de la época aurea, Neruda, Vallejo, Lorca, el francés Rimbaud, etc.--- se vierte en realizaciones de acentos líricos de indudable personalidad propia. En lo formal externo, dice Matos Paoli materializa el verso de Cabán por cauces de libertad métrica y estrófica, sin rima, pero montado sobre cursos expresivos de rítmico fluir. (Ver F. Matos Paoli, “Penúltima salida”, Rio Piedras, 1978).

Leer más...

En la semana pasada el periodista y gestor cultural Fabricio Guerra de  Quito, Ecuador, me escribió una carta solicitándome de manera cordial una entrevista para dar a conocer a nivel nacional e internacional el proyecto cultural “Club de Lectura del Fondo” del cual él es integrante, este proyecto es parte de “La Fundación Fondo de Cultura Económica Ecuador”. Por supuesto como gestor cultural con muchísimo gusto apoyo este proyecto y que mejor hacerlo a través de esta entrevista, aprovecho para felicitar desde estas líneas a sus organizadores que han tenido esta excelente iniciativa.

En uno de los párrafos de la carta Fabricio expone:

  • Estimado Carlos Jarquín, como estudiante de Comunicación Social de la Universidad Técnica Particular de Loja, Ecuador, me encuentro efectuando las pasantías pre-profesionales en la Fundación Fondo de Cultura Económica Ecuador, con énfasis en el proyecto “Club de Lectura del Fondo”, dirigido por Iván Rodrigo Mendizábal. Considerando que tu quehacer periodístico está vinculado con la actividad cultural, te solicito de modo cordial contemplar la posibilidad de abordar informativamente los distintos aspectos y beneficios del citado proyecto que, por cierto, no se ha interrumpido pese a la coyuntura sanitaria.

 

Leer más...

Más artículos...